Cómo organizar una mudanza sin cometer errores

consejos mudanza

¿Tienes ilusión por mudarte pero a la vez sientes ansiedad cuando piensas en todo lo que supone? No solo te pasa a ti. Es frecuente que tengamos quebraderos de cabeza cuando se avecinan cambios. Por ello, es fundamental empezar a preparar la mudanza semanas antes de llevarla a cabo para evitar el estrés.

Actualmente las mudanzas son mucho más rápidas y fáciles gracias a las empresas de mudanzas como Mudanzas Sánchez y Abeldani, una empresa especializada en mudanzas nacionales e internacionales, además de ofrecer otros servicios como alquiler de trasteros.

5 consejos para no equivocarnos a la hora de realizar una mudanza

Ya no tienes de qué preocuparte porque a continuación te daremos algunos consejos para que te organices y no cometas ningún error cuando vayas a realizar la mudanza.

Deshazte de todo lo que no necesites

Si tienes pensado hacer una mudanza en breve, es el momento de desprenderte de todos los objetos que no vayas a necesitar, ya que si te los llevas a tu nuevo hogar, te costará más llevar a cabo esta labor. De esta manera, también evitarás cargar con cosas innecesarias. Nuestro consejo es que dones todas aquellas cosas que ya no necesites. Seguro que alguien las aprovechará.

Empaqueta los objetos por habitaciones y etiqueta las cajas

Empaquetar los objetos por habitaciones te facilitará la tarea de desempaquetarlos y colocarlos rápidamente en tu nuevo hogar. De esta manera, solo tendrás que desempaquetar cada caja en la habitación que le corresponda.

Te puede interesar:  Instala un buen toldo en la terraza para el verano

Si no realizas la mudanza de una manera ordenada, te encontrarás con objetos que no sabrás ni dónde colocar cuando llegues a tu nueva casa. Empaquetar las cosas que apenas usas y dejar lo que usas con regularidad para el final es un buen truco para que no eches nada en falta.

Para evitar que se rompan objetos, acuérdate de envolver siempre los objetos frágiles con papel de burbujas. Con esto no te aseguras que no se vayan a romper, pero será mucho más difícil que ocurra. Y si puedes, marca las cajas que contengan objetos frágiles para que todo el mundo tenga cuidado con ellas.

Además de empaquetar los objetos por habitaciones, etiquetar las cajas es siempre la mejor opción si quieres saber dónde guardaste cada objeto. Si no lo haces, te resultará realmente difícil localizar algo concreto y tendrás que abrir todas las cajas hasta dar con ello.

Encárgate de transportar los objetos de mayor valor

Si temes que puedan romperse tus objetos más preciados como las joyas o los aparatos electrónicos, existe una forma muy fácil de que esto no ocurra: encárgate personalmente de transportarlos.

trucos mudanza

Contrata a una empresa de mudanzas

Es cierto que puedes encargarte personalmente de transportarlo todo, ¿pero no crees que es demasiado esfuerzo y que podrías hacer la mudanza de una manera más sencilla? Contratar a una empresa de mudanzas es la forma más fácil y rápida de transportar todos los objetos que necesites.

Es importante que le pidas a la empresa de mudanzas la carta de porte, es decir, el contrato donde se especifican las condiciones del traslado y en el que debe figurar lo siguiente: fecha, hora y lugar de recogida de las mercancías; así como la dirección de destino y los detalles de los servicios contratados.

Te puede interesar:  Tipos de Interruptores y Enchufes para el Hogar

Asegúrate de tener limpio el nuevo hogar

No te olvides de limpiar tu nueva vivienda antes de realizar la mudanza, ya que de lo contrario te será más difícil limpiar cuando ya estén todos los muebles instalados. Y no solo eso, sino que la adaptación a la nueva casa se te podría hacer más cuesta arriba y no sentirás que sea tan acogedora como imaginabas.

Mudarse es algo más que transportar objetos

Mucha gente cree que mudarse es simplemente transportar objetos y nada más. Pero si alguna vez te has visto envuelto en una mudanza, sabrás de sobra que no es así.

Existen asuntos muy importantes que no debemos olvidar, como indicarle a la familia y amigos la nueva dirección, y algo aún más importante, hablar con la compañía del seguro de hogar para ver si se puede trasladar a la nueva vivienda, además de notificar a las compañías de teléfono, luz, agua o gas el nuevo cambio de vivienda.

Por otro lado, hay que estar preparado para todos los imprevistos que puedan surgir, es decir, deberás tener a mano todo lo necesario como pijamas, toallas, ropa limpia, neceseres y otras provisiones para no quedarte sin nada cuando la mudanza esté en proceso.

 

Cuando por fin hayas realizado la mudanza y te hayas instalado, te tocará pulir ciertos detalles que irás detectando poco a poco para tener en perfectas condiciones tu nueva casa, pero al menos habrás terminado la parte que más temías. ¡Disfruta de tu nuevo hogar!

Sandra
Soy Sandra y tengo 33 años, amante del interiorismo, las bellas artes y el diseño, escribo desde Málaga y comparto con vosotr@s todo lo que se me pasa por la cabeza, tendencias, consejos, decoración y todo lo que nos gusta :)