Cómo mejorar la seguridad de la puerta principal de la casa

como mejorar seguridad puerta de exterior

Hoy en día es totalmente necesario sentirnos totalmente seguros en nuestra vivienda. Para este fin existen muchísimas formas de mejorar la seguridad como, por ejemplo, instalando una alarma. Pero si hay algo indispensable, como aconsejan desde Vicente Sánchez Cerrajeros, es mejorar la seguridad de la puerta principal.

En primer lugar, la puerta principal debe ser acorazada o blindada si lo que buscamos es la máxima seguridad. En segundo lugar, no podemos pasar por alto la cerradura instalada, que también es uno de los elementos más importantes en cuanto a seguridad en el hogar se refiere.

Las 6 cerraduras más seguras para puertas de exterior

Si piensas cambiar la cerradura de tu puerta de entrada próximamente, aquí te presentamos los principales tipos de cerraduras para puertas de exterior del mercado.

1. Cerraduras cilíndricas

Las cerraduras cilíndricas se denominan así porque la pieza central de la cerradura presenta forma de cilindro. Es una de las más habituales, y aunque su mecanismo es bastante simple, también es bastante segura.

2. Cerraduras sobrepuestas

Este tipo de cerraduras se suelen instalar en puertas que no son muy gruesas. A pesar de ser otra de las más seguras, su principal desventaja es que los mecanismos de esta cerradura quedan visibles por uno de los lados, lo que la hace más insegura que otras ante ataques bumping, por ejemplo.

3. Cerraduras de tres puntos o multipunto

Las cerraduras de tres puntos, también llamadas cerraduras multipunto, se instalan con frecuencia en puertas blindadas y acorazadas, y sin lugar a dudas, son unas de las más seguras. El mecanismo de la cerradura de tres puntos consiste en una barra que atraviesa la puerta verticalmente con diferentes puntos de cerradura a distintas alturas de la puerta.

Te puede interesar:  ¿Qué mosquitera comprar? Tipos de persianas mosquiteras

4. Cerraduras embutidas

Estas cerraduras son otras de las más usadas y se instalan en el interior de la puerta de entrada. Son muy discretas y seguras, ya que la mayoría de los elementos no quedan al descubierto, por lo que es muy difícil forzarlas.

5. Cerraduras empotradas

Al igual que ocurre con las cerraduras de embutir, las cerraduras empotradas se instalan en el interior de la puerta, por lo que resultan igual de seguras que las anteriores y son casi imposibles de forzar.

6. Cerraduras antibumping

Estas cerraduras se inventaron, precisamente, para que las puertas no se puedan forzar con un objeto que no sea el que le corresponda, es decir, la llave. Aunque estas cerraduras son las mejores para que no se produzcan robos, en muchas de las anteriores también se puede instalar este innovador sistema.

Independientemente de la cerradura que elijas, también puedes instalar un cerrojo de seguridad para mayor seguridad en tu puerta principal, ya que será necesaria otra llave más para abrir la puerta. Instalar una cerradura dependerá de tus necesidades, del tipo de hogar y de la puerta de entrada, entre otros factores.

En Arph estamos siempre a la última en novedades del hogar para informarte, tanto en decoración como en seguridad y ahorro energético. Si tienes alguna duda, haznos llegar tu consulta. ¡Nos encantará atenderte!

Sandra
Soy Sandra y tengo 33 años, amante del interiorismo, las bellas artes y el diseño, escribo desde Málaga y comparto con vosotr@s todo lo que se me pasa por la cabeza, tendencias, consejos, decoración y todo lo que nos gusta :)