¿Cómo hacer broches hechos a mano?

como hacer broches a mano originales y modernos

Los broches son uno de los accesorios que más están en tendencia y cada vez tienen más uso, en este artículo os voy a enseñar a hacer a mano un broche para reproducirlo con todos los estilos, modernos y originales.

Los mejores broches a presión para decorar las prendas serán totalmente personalizados por lo que podréis lucirlos y ser la envidia de tus amistades, no hay nada mejor que un accesorio hecho a mano con el que sentiros únicas.

Solo hay que aprovechar una serie de elementos que todos tenemos en casa, un retal de tele, hilo, fieltro…

Estos broches además de ser un artículo totalmente original y único son reciclado con lo que contribuimos a respetar el medio ambiente danto un toque de originalidad a nuestra vestimenta, además son muy fáciles de hacer.

Estos broces hechos a manos lo podremos utilizar en chaquetas, abrigos, vestidos o jerséis. Además, podéis sorprender regalando vuestros propios broches hechos a manos.

Broches de Mariposas

Este es uno de mis preferidos, luces y son elegantes y divertidos, no hay nada más bonito que una mariposa.

Además, podremos adornar sus alas con infinidad de colores y patrones de forma muy vistosa.

Materiales que hacen falta para realizar un broche a mano.

  • Tela
  • Hilo
  • Cierre de broche
  • Cola o pegamento
  • Algodón
  • Piedrecitas brillantes y bolitas de colores
  • Fieltro

El procedimiento es muy sencillo, lo primero será dibujar una mariposa con la forma que queráis, tu propio diseño, para sacar un patrón en fieltro.

Este paso lo podéis repetir tantas veces como queráis para diseñar diferentes mariposas, vuestra imaginación es el límite.

Te puede interesar:  ¿Cómo desatascar el lavavajillas tú mismo fácil y sin herramientas?

El segundo paso es recortar el modelo diseñado a fieltro dos veces, una para la parte superior, la cual bordaremos, y otra para la parte inferior, la cual coseremos al interior de la misma.

El tercer paso, como hemos comentado, será bordar la parte superior de la mariposa, en función del diseño elegido o de alguna foto encontrada por internet, podeis usar los colores que queráis para colorear las alas, incluso bordando diferentes motivos sobre las alas.

Para que este paso os resulte más fácil podeis dibujar con lápiz el modelo sobre las alas para tener una guía con las que guiaros un poco.

El método más común para bordar la mariposa es el punto de tallo y el pespunte utilizando diferentes colores e hilos para formar una composición y conseguir el efecto deseado.

En el paso cuatro confeccionamos las antenas cortando trocitos de algodón en cordón encerado utilizado en la bisutería, en el extremo utilizaremos un abalorio de color para que servirán como antena.

Una vez terminadas las antenas las pegaremos sobre la parte interior de fieltro con cola o pegamento.

En el paso cinco es la hora de pegar las dos partes de la mariposa cosiéndolas con punto de lado o pespunte. Un truquito mientras cosemos las dos partes es ir rellenándolas con algodón para darles algo de cuerpo.

En el último paso queda ponerle el broche o imperdible, puedes coserlo o puedes pegarlo, o las dos cosas para mejorar su fijación.

Ya está lista nuestro broche de mariposa, como verás es fácil y el resultado obtenido es genial, solo hay que ser un poco manitas y creativo con el dibujo.

Te puede interesar:  Cómo cuidar los sofás y sillones de piel

Podéis usar personajes animados, formas geométricas o florales y todo lo que se os ocurra, con un poco de tiempo e imaginación conseguirás lucir tus prendas como nadie, personalizadas y únicas.

Sandra
Soy Sandra y tengo 33 años, amante del interiorismo, las bellas artes y el diseño, escribo desde Málaga y comparto con vosotr@s todo lo que se me pasa por la cabeza, tendencias, consejos, decoración y todo lo que nos gusta :)