Las tasaciones infladas ¿siguen existiendo?

tasaciones inmobiliarias infladas hipotecas nulidad

Antes de nada, vamos a explicar que son las tasaciones infladas, una vez que la compra de pisos y casas se vuelve favorable y los bancos comienzan a dar hipotecas se comenten los mismos errores del pasado, las casas están sobrevaloradas en un 30% sobre su valor original o verdadero precio.

Esto se debe a que los tasadores inflan el precio de la vivienda y los bancos comienzan a dar hipotecas con el 100% del valor del piso o casa, de esta forma las hipotecas se democratizan, es decir, se permite a muchos más usuarios acceder a una vivienda, pero en contraposición se suben los precios de las mismas “gracias” al valor dado por los tasadores.

Según este dato, ya no hace falta tener ahorrado el 20% de la hipoteca, por regla general, los bancos solo ofrecen el 80% del valor de la misma más los gastos, esto supone que el precio de la vivienda que vas a hipotecas será superior a su precio real, es la forma en la que los bancos se “financian”, el 80% del valor de tasación de la vivienda corresponde al 100% de la compra, pagarás un precio más alto.

Para entendernos, si no dispones del 20% + gastos y quieres financiar la vivienda por el 100% te interesa que el precio de tasación sea más alto para poder hipotecar el total del precio de la vivienda, por lo cual se tasa el precio de la vivienda por lo alto de su valor.

Lo mejor en estos casos, es contar con una empresa seria de tasación de viviendas como Valmesa, para que te informen durante todo el proceso de tasación para ofrecerte un valor real de mercado.

Si necesitas tasar tu piso te recomiendo comprobar que los datos del inmueble son reales, compruebes precio similares por la zona, exigir ver los “inmuebles testigos” y en el caso de las hipotecas subrogadas solicitar la tasación de inicio de la obra.

El banco, cuando recibe la tasación, se limita a comprobar que la financiación no supere el 80% del valor de la vivienda, pero no entra en si la tasación está inflada o no. Esto supone una valoración intencionada del precio, muchas veces por encargo del comprador, de la inmobiliaria o del banco.

Esto es uno de los marcadores que alimentaron el mayor boom inmobiliario de España, pero también de Europa.

Esto podría cambiar y debería de cambiar gracias a la nueva ley hipotecaria.

¿Es posible pedir la nulidad de la hipoteca si has tenido una tasación inflada?

Esto sería una buena pregunta, demostrar que debido a un aumento intencionado del valor de la tasación por parte de la entidad bancaria sería suficiente para declarar la nulidad de la hipoteca, y las cuantías de la hipoteca son bastante engañosas, rozando el fraude.

La tasación es el precio de referencia para otorgar una hipoteca. Este debe de estar sometido a un estricto régimen de responsabilidad, si el tasador manipula los datos estaría cometiendo una infracción.

Por lo que cualquier dato manipulado, a conciencia, puede indicar la total nulidad de la hipoteca, y a mi parecer, nos encontramos ante una manipulación del precio del mercado.

Además, en el caso de que tengas una hipoteca subrogada, puede ser de la misma hipoteca que contrajo el promotor con el banco, y que una vez pase a tus manos, puede aumentar el valor de la misma hasta un 150%, es necesario saber en cuanto fue tasada la vivienda y analizar el valor de antes/ahora. De esta forma podremos intentar declarar nulo el contrato hipotecario por información manipulada o falseada, no hablamos de una cláusula del contrato abusiva, en la que un juez puede anularla, pero el contrato sigue vigente, nos encontramos con que el precio de la tasación no es real y el contrato puede resultar nulo.

Si consigues la nulidad de la hipoteca te quedas con el piso sin hipoteca.

Salir de la versión móvil