4 consejos para hacer el jardín más terrorífico del mundo en Halloween

Casa decoración halloween

Si tienes hijos, debes saber que el día de Halloween se acerca. Ellos no paran de pedirte una fiesta de disfraces con sus amigos en la casa y te entra la duda, ¿ahora qué haces? ¿Cómo lo puedes decorar? Aquí te damos una serie de tips que te ayudarán a renovar el jardín y  tener el más terrorífico de todos los tiempos.

Para los despistados que no saben de qué fiesta se trata, Halloween es una festividad americana en la que los niños se encargan de pedir ¿truco o trato? y se disfrazan de personajes que dan miedo. Esta festividad coincide con el Día de los Santos y en España cada vez es más extendido, sobre todo por los más pequeños.

Consejo número 1: decoración original del jardín

La temática de esta fiesta es clara: debe dar miedo y, como es imposible formar una casa encantada, siempre se puede decorar de forma original para llamar la atención.

El jardín debe ser el escenario de la fiesta para que los niños no rompan nada del interior y para que tengan el suficiente espacio para jugar.  Quedará un espacio bastante amplio y original.

Puedes incluir luz de ambiente o decorar en las paredes de la fachada varias frases de miedo o dibujos de determinados personajes de película.

Además, aconsejamos que el jardín se divida en zonas según las actividades que se hagan. Se encontrarían con nombres relacionados con la temática de El Día de Todos los Santos: sala de la ouija, cementerio Alcántara, IT… Así, crearás una zona ambiente que no quedará en el olvido.

 Consejo número 2: DIY de Halloween

Si quieres que tus hijos te ayuden con la fiesta y a la vez pasar un buen rato, unos días antes podéis hacer parte de la decoración de forma conjunta. ¿Cómo? A través de un DIY de Halloween. Pero no te preocupes porque esto es  bastante sencillo y barato. Solo necesitas:

  • Calabazas
  • Cartulinas
  • Rollo de papel higiénico
  • Rotuladores
  • Globos

Te damos la idea de hacer un concurso de quién hace las caras más temibles con una calabaza (no te preocupes por el interior que se puede aprovechar para cocinar), globos con caras raras, unos fantasmas con folios blancos y negros o incluso un murciélago con un rollo de papel higiénico vacío.

Otras opciones más descabelladas pueden ser: crear con cinta aislante la escena de un crimen, llenar toda la terraza con papel higiénico o incluso crear una pócima mágica con todo lo que se tenga por casa.

Gracias a esto, tus hijos serán muy felices ya que habrán formado parte del proceso.

Consejo número 3: Candy Bar de El Día de Todos los Santos

Esta festividad coincide con el otoño, y tras sacarle el máximo partido a este lugar tan visible de la casa, puede haber una zona llamada “Candy Bar” con diferentes tentempiés  relacionados con El Día de Todos los Santos para que los niños merienden.

Todos los dulces y pasteles que se os ocurran deben estar decorados. Nuestras ideas son: salchichas con masa de hojaldre en forma de momia, galletas en forma de fantasma, bombones de araña o murciélagos con una bola de queso y nachos.

No hay que olvidar las chuches por si los niños quieren hacer truco o trato a los vecinos, así pues, compra numerosas bolsas de gominolas y colócalas en un cubo de calabaza.

Consejo número 4:  juegos para niños en el jardín

Existen numerosos juegos para niños que se pueden realizar en el jardín de las casas y que ayudarán a dar aún más terror a la fiesta.

Dentro de todos los ejemplos, puedes crear una zona de baile para que los niños hagan concursos o bailen sin parar sus canciones favoritas. También puedes poner en la zona de chill out una televisión para que los niños vean las películas más famosas como, por ejemplo, Pesadilla antes de Navidad.

Por último, si quieres dar más miedo pero a la vez hacer un juego educativo, realiza una gymkana de Halloween incluyendo unos altavoces con voces y risas que puedan asustar a los niños. No olvides hacer un teatro en el que todos los invitados participen.

Así conseguirás que esta sea la mejor fiesta de Halloween que se haya hecho en mucho tiempo.

En resumen, el jardín es el mejor lugar para hacer una fiesta de Halloween pues nos ofrece muchas alternativas para decorar y para hacer con los niños pequeños. Con estos consejos serás el jardín más envidiado de la zona en esa noche tan peculiar.

Salir de la versión móvil